Imprimir Enviar a un amigo
Visitas: 5,112
Inicio Historia de Chile / La Guerra del Pacífico / Anexos cartas y documentos

Historia de Chile: La Guerra del Pacífico.

Un minero inglés describe la vida en la mina de tres puntas (1852)

        
Querido padre, madre, hermanos y hermanas, tengo el honor de escribir estas pocas líneas, esperando que ustedes están de buen salud, como dejé a ustedes. Recibí su carta al 13 de junio y me alegró la noticia que todos están bien. Estamos viviendo bien aquí y estamos sanos y trabajando con toda la fuerza; me gusta el país, aún cuando es muy seco (pobre). Nuestra mina se ubica arriba en el desierto Atacama. Aquí no hay nada, todo que necesitamos traen muías arriba de su espalda [...] una gran cantidad de los animales se muere durante ese camino. No hay casa [...] en el camino. La primera vez donde yo subí, vi un hombre botado en el suelo -él estaba muerto [...]. Domingo es el día de las peleas de gallos y de corrida de toros [...]

En los domingos se pagan a todos los sueldos, padre, nuestra mina es bien rica, pero bajo 20 fathrooms se empobrece, yo saqué alrededor de 20.000 dólares de un socavón. La mina tiene una profundidad de 30 fathrooms y tiene un piso (roca) muy duro. Yo pregunté por mechas de seguridad -tenemos algunos de Tuckingmill en la mina- - pero yo vi mechas normales en otras minas, cuales se llaman de seguridad, pero el minero tiene bastante temor para usarlas. Estas mechas no sirven para nada, y yo mostré a algunos superiores la diferencia entre nuestras mechas y las tradicionales. Dijeron que las mechas de seguridad son los mejores. Yo salvé en esta manera muchas vidas, especialmente de mineros chilenos. Muchas veces los superiores de otras minas compraron mechas de seguridad aunque tenían cientos de paquetes de mechas tradicionales guardados en su mina [...].

El día 6 de abril ocurrió aquí un terremoto, con un sonido de trueno y empezó a las 11 de noche. [...] casi todos los ingleses y chilenos arrancaron desde sus casas hacia afuera. Todos los chilenos se bajaron a las rodillas para rezar. En la mina de nosotros se cayó un edificio firme. Yo creo, sí este terremoto ocurría en Tuckingsmill, todos los edificios se caerían. Yo sentí dos desde llegué aquí.

Yo tengo mucho más fuerza ahora, este es un país muy sano. El sueldo es entre 8 y 9 pounds por mes. Yo recomiendo que nadie venga hacia aquí sin pedir a lo menos 8 pounds, porque en este país no hay alegría y música para nosotros los inglesesf...].
Sí me mandas la próxima vez una carta agrega ´Tres puntas´ [...]. Tu hijo

J-G.
Copiapó, Chile, América de Sur.´


  Continuar Leyendo en La Guerra del Pacífico
Las causas de la Guerra del Pacífico

Las causas de la Guerra del Pacífico

Muchas veces hemos oído hablar de esta guerra, y sobre todo del Combate Naval de Iquique, uno de los...

Los tratados de paz

Los tratados de paz

El Tratado de Ancón Este tratado se firmó entre Chile y Perú en 1883, y uno de sus aspectos más i...

Comienza la guerra

La Guerra del Pacífico tuvo distintos escenarios. El más importante fue el mar, en este caso el Océa...

La campaña de Lima

La campaña de Lima

El gobierno del Presidente Aníbal Pinto se sentía satisfecho con los logros alcanzados hasta ese momento, tras la conquista de territorios peruanos que comprendían la región de Tarapacá, Tacna y Arica. Sin embargo, presionado por el Congreso y los partidos políticos, Pinto decidió iniciar la ...

Comienza la guerra

Comienza la guerra

La Guerra del Pacífico tuvo distintos escenarios. El más importante fue el mar, en este caso el Océano Pacífico, que bañaba las costas de la zona en disputa. El enfrentamiento era muy desigual, ya que nuestro país contaba con una población de dos millones y medio de habitantes y un ejérc...

Comienza la guerra

La Guerra del Pacífico tuvo distintos escenarios. El más importante fue el mar, en este caso el Océano Pacífico, que bañaba las costas de la zona en disputa. El enfrentamiento era muy desigual, ya...

La campaña de Tarapacá

El 2 de noviembre de 1879, 16 buques y transportes de guerra desembarcaron en Pisagua a diez mil hombres, al mando del general Erasmo Escala y acompañado por el ministro de guerra en Campaña, Rafael S...